Una intensa actividad para estrechar lazos entre los dos territorios

Nacida el 11 de noviembre del 2011, la Cámara de Comercio Brasil-Catalunya (CCBC) ha mostrado una intensa actividad con el objetivo de tender puentes entre los dos territorios y, sobre todo, de poner de manifiesto las oportunidades de negocio que ofrece un mercado tan grande y en constante desarrollo como es el brasileño para las empresas catalanas. Por eso, ha participado en múltiples conferencias, jornadas y misiones empresariales con el fin de acompañar a los emprendedores en la exploración comercial del país sudamericano, que se ha convertido en uno de los grandes gigantes económicos del mundo. Por ejemplo, la CCBC ha presentado jornadas sobre Brasil como destino empresarial, oportunidades de inversiones y planificaciones fiscales, internacionalización, opciones de negocio, innovación… En cuanto a contactos directos, la cámara ha organizado presentaciones de ciudades como Salvador de Bahía o estados como el de Goiás ante empresarios catalanes. Incluso ha ayudado a organizar misiones empresariales para visitar zonas como Santa Catarina o Sâo Paulo.

Pero, al mismo tiempo, también ha formado parte de sesiones que van más allá de las cuestiones económicas para centrarse en los vínculos culturales y sociales. Por ejemplo, el pasado junio tuvo lugar una misión comercial para resaltar que Barcelona y Rio de Janeiro aparecen unidas por el pasado y futuro del olimpismo, a algo más de tres años de la celebración de los JJOO en Brasil. En este contexto, la representación de empresas catalanas tuvo la oportunidad de exponer su experiencia respecto a la celebración de un acontecimiento de esta gran magnitud. Otro de los actos más relevantes de la Cámara de Comercio Brasil-Catalunya fue su participación el pasado mes de diciembre en el acto de entrega del Premi Internacional Generalitat de Catalunya a Lula da Silva, expresidente brasileño, en el Palau de la Generalitat. Y como broche a un año intenso, la CCBC recibió hace un mes el premio Pere Casaldàliga, concedido por el Consulado General de Brasil en Barcelona y la Asociación de Cooperación Internacional Colectivo Brasil- Catalunya. “Nos hace una enorme ilusión porque significa un reconocimiento importante de nuestro trabajo, detrás del cual hay personas que luchan para defender, honestamente, su forma de vivir en un entorno lleno de dificultades”, señaló el presidente de la cámara, Javier Mirallas.